MISION
Preparar alumnos para la vida, respetuosos de su entorno, que cultiven su deseo natural por aprender y la alegría de hacerlo por sí mismos, basados en principios y valores universales, para la construcción de sus proyectos de vida. Involucrar a cada uno de los miembros, en un proceso de autoconocimiento que nos permita actuar libre y responsablemente, en congruencia con los principios básicos de nuestra comunidad educativa. Buscar que cada individuo se considere pieza importante del cosmos y se comprometa a trabajar de manera cooperativa en la construcción de un mundo mejor.

De esta Filosofía extraemos los Valores a promover y las Capacidades a potenciar en cada uno de los miembros de nuestra comunidad:

¿Cuál debería de ser la misión de la Educación desde nuestra óptica? 

La misión de la educación debiera ser la de impulsar, imprimir, crear y transferir conocimiento; éste entendido como un entramado de Saberes Saber datos, Saber hacer Saber ser, que se construye en comunidad. Para ello hemos creado nuestro Proyecto Educativo Institucional, con líneas de acción muy específicas en las cuales hemos concebido con claridad cuáles son las Capacidades (Saber hacer) a potenciar y los Valores (Saber ser) a fomentar, cuáles son los contenidos a estudiar, investigar y crear (el saber datos) y finalmente cuál es el método de trabajo para lograr dichos Saberes.
VISIÓN
  • Somos una comunidad educativa que pretende insertarse socialmente, produciendo cambios significativos en el contexto en que se desarrolla.
  • Damos ejemplo de nuestra filosofía a partir de nuestro trabajo diario, de la congruencia con nuestras propias normas y de la sana interrelación con el mundo.
  • Estamos conectados física, mental, emocional, social y espiritualmente con nuestro contexto.
  • Promovemos la Armonía como un valor necesario para el desarrollo integral del Ser Humano.
  • Cuidamos, respetamos y buscamos la preservación de nuestro entorno ecológico.
  • Creamos y compartimos conocimiento al interior y exterior de nuestra comunidad.
  • Dialogamos con apertura.
  • Discernimos las informaciones que nos da el contexto y seleccionamos libre y responsablemente aquellas que nos permiten vivir con dignidad.
  • Actuamos libremente acatando con responsabilidad las consecuencias de nuestras elecciones.
  • Hacemos uso adecuado de las nuevas tecnologías.
  • Nos mantenemos actualizados en contenidos de saber.
  • Promovemos el inglés como segunda lengua.
VALORES CAPACIDADES
Armonía Comunicación efectiva
Respeto Construcción interna del conocimiento
Autonomía Inserción social
Interrelación Comprensión de la realidad
Honestidad Trabajo cooperativo
Compromiso Aplicación del conocimiento


¿Cómo vemos a los niños y niñas?

Asumimos que los niños y niñas están dotados de un potencial de desarrollo cognitivo y una actitud positiva inherente, capaz de transformar al mundo. Por ello, hemos seleccionado un conjunto de valores (saber ser) y capacidades (saber hacer) que debemos imprimir y promover si queremos ser partícipes en la misión humana de lograr la armonía en el universo.

Los aspectos generales de nuestra filosofía son:

1.- Ambiente preparado y adecuado para cada etapa de desarrollo y que permita el desenvolvimiento natural de los alumnos
2.- Guías y profesores preparados para auxiliar el desarrollo de los niños, así como dar buen trato a los padres.
3.- Establecer limites dentro de los cuales el alumno pueda trabajar en libertad y a la vez, en armonía con el resto de la comunidad educativa
4.- Manejo de material que permita la comprensión de los conocimientos y el desarrollo de una mente lógica-matemática. 
El proceso educativo favorece en los alumnos la conciencia de su dignidad como personas  y les ayuda a desarrollarse como seres únicos capaces de dar respuesta a los interrogantes decisivos de la vida.

Los alumnos toman conciencia de su dignidad como individuos a través del derecho y el deber ineludibles al recibir una educación adecuada que desarrollo armónica e integralmente todas las facultades  de su ser.
 
FILOSOFÍA MONTESSORI
 
1.-Está basada en años de paciente observación de la naturaleza del niño por parte del mayor genio de la educación desde Fröebel.
2.-Ha demostrado tener una aplicación universal. Dentro de una sola generación se ha comprobado con satisfacción total en los niños de casi cualquier país civilizado. Raza, color, clima, nacionalidad, rango social, tipo de civilización, ninguno de ellos impide su aplicación exitosa.
3.-Ha revelado al niño pequeño como un amante del trabajo, intelectual, escogido espontáneamente y llevado a cabo con una profunda alegría.
4.-Está basado en la necesidad imperiosa del niño de aprender haciendo. En cada etapa del crecimiento mental del niño se proporcionan ocupaciones correspondientes gracias a las cuales desarrolla sus facultades.
5.-Para realizar este ambiente favorable, basta alejar los diferentes obstáculos, cuyo objetivo es la protección del niño a fin de favorecer su desarrollo. Cuidar lo que a ellos les interesa, que es descubrir por sí mismos sus posibilidades y practicarlas en ese mundo misterioso de la vida en el que se desenvuelve.
6.-Si bien ofrece al niño un máximo de espontaneidad, lo capacita para que alcance el mismo nivel o incluso uno superior de logro escolar que bajo los sistemas antiguos.
7.-Aunque prescinde de la necesidad de coacción mediante recompensas y castigos, logra una disciplina que tiene su origen dentro del niño y no está impuesta desde afuera.
8.-Está basado en un profundo respeto por la personalidad del niño y le quita la influencia preponderante del adulto, dejándole espacio para crecer en una independencia biológica; de ahí que se le permita al niño un amplio margen de libertad (no libertinaje) que constituye la base de la disciplina real.
9.-Permite al maestro tratar con cada niño individualmente en cada materia, y así lo guía de acuerdo a sus necesidades individuales ya que integra niños con capacidades diferentes (Síndrome de Down, parálisis cerebral, hipoacusia, déficit de atención ó hiperactividad, entre otras) y esto enriquece al niño como ser humano.
10.-Cada niño trabaja a su propio ritmo repitiendo en forma espontánea los ejercicios que necesita para lograr un conocimiento. De aquí que el niño rápido no se vea retenido por el lento, ni éste, al tratar de alcanzar al primero, se vea obligado a dar tumbos sin esperanza para salir de su profundidad. Cada piedra del edificio mental está “bien colocada con exactitud” antes de que se coloque la siguiente.
11.-En Montessori se trabaja con grupos de alumnos de diversas edades. La importancia de los grupos integrados por etapas radica en que los niños interactúan, experimentan y adquieren el respeto por los demás y por el medio ambiente de una manera natural a través de la libertad que viven dentro de una pequeña sociedad que es el ambiente (salón de clases). Al principio, el niño trabaja principalmente en forma independiente pero observa qué hacen quienes lo rodean, especialmente los mayores. De aquí empieza a colaborar con los demás. Los niños más grandes participan en las actividades de los más pequeños y los ayudan de un modo natural que ambos gozan. En lugar de competencia, hay cooperación. Esto engrandece el sentimiento de seguridad de los niños, los estimula a una mayor exploración de su mundo.
12.-Prescinde del espíritu de competencia y de su tren de resultados perniciosos. Es más, a cada momento les ofrece a los niños infinitas oportunidades para una ayuda mutua –que es dada con alegría y recibida gustosamente.
13.-Siendo que el niño trabaja partiendo de su libre elección, sin competencia ni coerción, está libre del daño de un exceso de tensión, de sentimientos de inferioridad y de otras experiencias que son capaces de ser la causa inconsciente de desórdenes mentales profundos más adelante en su vida.
14.-Finalmente, la filosofía Montessori desarrolla una totalidad de la personalidad del niño, no sólo sus facultades intelectuales, sino también sus poderes de deliberación, iniciativa y elección independiente, junto con sus complementos emocionales. Al vivir como un miembro libre de una comunidad social real, en el niño se encarnan esas cualidades sociales fundamentales que constituyen la base para la buena ciudadanía.
15.-Montessori ofrece una educación para la vida y sus experiencias, vivencias y aprendizaje se realizan en un ambiente preparado y enriquecido para que el niño se autoconstruya a sí mismo, mediante una actividad mental, física, psicológica y espiritual, desarrollando habilidades, destrezas y potencialidades.
16.-Una verdadera guía Montessori deberá ser consciente de que el camino para desarrollar su misión educativa, no sólo constará de la preparación académica, sino de una preparación espiritual, buscando siempre una superación continua.

 











 
web mail
facebook-siguenos-colegio-montessori-bahia-de-banderas-2016

contacto-telefono-colegio-montessori-bahia-de-banderas-2016
329 296 5757

colegio-maria-montessori-bahia-de-banderas-logo-2016















 

100342